Editoriales / Aleatoria

Mirador

ARMANDO FUENTES AGUIRRE, , actualizada 07:41 🕚

San Efemo es un santo del cual muy raras veces se oye hablar. Algunos hagiólogos han llegado a dudar de él, y afirman que se le confunde con San Eufemio, que sí tuvo existencia real.

Acerca de San Efemo escribió Santiago de la Vorágine en un texto que desgraciadamente se ha perdido. Al decir del autor de la Leyenda Dorada el santo vivió en el siglo III, en un lugar cerca de Alejandría. Era joven cuando le llegó el impulso de dejar el trato de su prójimo e irse a vivir en una cueva del desierto sin más compañía que la del viento que ahí soplaba de continuo. Se alimentaba de hierbas y de las pequeñas alimañas que conseguía coger, y bebía agua del hueco de las peñas.

Un día llegó a su gruta una hermosa doncella que en el mundo se había enamorado de él. Quería sacarlo de su reclusión, le dijo, y darle una vida de felicidad. En esas palabras San Efemo creyó oír las del demonio, y expulsó de su cueva a la mujer.

Pasaron muchos años, y el santo se vio a las puertas de la muerte. Escuchó entonces las palabras del Señor:

-Yo fui el que te envió a aquella muchacha. El demonio fue el que te inspiró la idea de apartarte de tu prójimo.

¡Hasta mañana!...

Editoriales, MIRADOR

Noticias relacionadas

Comentarios

Identificarse con

Facebook Google

Hola

aún no hay comentarios

Noticias más leídas

Noticias recientes

Más notas de Editoriales